miércoles, 25 de junio de 2014

Asiento eyectable K-36DM


Hablar del concepto soviético de “safety” es hablar de la compañía NPP Svezdá, una empresa que lleva siendo la pila de años la responsable de la fabricación de trajes espaciales (el primer traje de Gagarin o el actual Orlán), asientos eyectables y de los medios de soporte de vida y supervivencia de casi todo lo que se vuela a más de un palmo del suelo que haya sido fabricado en la URSS o en la Federación Rusa. Una de las muchas maravillas de NPP Svezdá responde al nombre de asiento eyectable K-36DM y K-36D-3.5 (adaptación para pilotos más altos del anterior), considerados por muchos los mejores asientos eyectables del mundo.


Estos asientos característicos por los brazos telescópicos que despliegan durante la fase de eyección (AQUÍ varias fotos de pruebas) han demostrado su eficacia en múltiples ocasiones como en la que abre la entrada de hoy en la que piloto y copiloto se eyectan literalmente en el suelo, capacidad zero-zero lo llaman, zero speed y zero altitude (recordemos que en los asientos antiguos necesitabas una mínima altitud para poder eyectarte con garantías). El asiento esta diseñado para llevar a tierra firme a su ocupante vivito y coleando cuando la eyección se produzca entre "zero speed" y Mach 2.6 según aseguran los responsables de Zvezda y en altitudes que varían desde "zero altitude" hasta 80.000 pies... casi ná. De ahí que no deba de extrañarnos que sean versiones de K-36 sobre los que los pilotos a los mandos de aviones tan dispares como el Su-25, Su-27, MiG-29, MiG-31, el bombardero Tu-160 o el PAK FA (K36D-5) posen sus posaderas antes de levantar el vuelo.


En 1993, tras la disolución de la URSS, ingenieros de Svezdá e ingenieros de asientos eyectables norteamericanos se reunieron para establecer lazos y los norteamericanos pudieron echarle el guante a varios ejemplares de K-36. El asiento fue probado de manera extensiva tanto en los rocket-sled de Holloman de los que hablamos AQUÍ como en vuelos reales tal y como podéis observar en interesante mini-documental superior (no os perdáis la eyección bajo el agua del piloto del Yak que acaba aterrizando en la cubierta de un crucero pesado portaaviones... acongojante de verdad) y según dictaminaron los propios expertos de la Navy y de la USAF el asiento soviético era sensiblemente mejor que los que ellos mismos usaban. ¿El problema? que el asiento ruso pesa más de 120 kilogramos por 90 kilos de los asientos occidentales, un problema de peso que según comenta el último vídeo se intentó subsanar desarrollando un sistema más liviano... ahora bien, ¿cuánto vale la vida de un piloto?

5 comentarios:

  1. Hola,

    Se comenta (se rumorea...) Modo Hermida OFF que los EEUU ya tuvieron asientos K-36 en servicio, instalados en los F-14AK: http://www.airliners.net/aviation-forums/military/read.main/24790/

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Olvidé poner Modo broma OFF 3:)

    ResponderEliminar
  3. Miguel durante el verano pasado nos entretuvistes nuestras tardes de sol y playa con la saga " el arte de la guerra "¿Nos espera alguna saga este verano?

    ResponderEliminar
  4. Y los Martin-Baker últimamente fallando más que escopetas de feria:

    http://www.imeche.org/news/engineering/martin-baker-slammed-for-ejector-seat-malfunctions

    ResponderEliminar
  5. Hola

    Esto quizá te interese...

    http://charly015.blogspot.com.es/2013/07/la-famosa-eyeccion-del-su-35ub.html

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...